>

Microscopios ópticos para oftalmología

CÓMO FUNCIONA UN MICROSCOPIO

 

El microscopio óptico ha sido durante mucho tiempo una herramienta indispensable en la cirugía oftalmológica. El primer uso reportado de un microscopio binocular en oftalmología fue casi 100 años después de que Richard Liebreich describiera su método de magnificación en exámenes oftalmológicos en el año 1855.

Este equipamiento quirúrgico permite a los oftalmólogos realizar cirugías oculares tanto en el segmento anterior como posterior, en cualquiera de las cirugías de los ojos más frecuentes como catarata, presbicia o vista cansada, vitreoretina, glaucoma, miopía, hipermetropía, astigmatismo,…

El Microscopio ha evolucionado en las últimas décadas hasta convertirse en un dispositivo altamente sofisticado, con potentes sistemas de software que ofrecen una óptica excelente, una iluminación mejorada, grabación de video de alta definición, control de pedal inalámbrico y personalización de pantalla táctil, entre otras características.

Sin embargo, nuevos aspectos como la estabilidad, el tamaño, las capacidades de visualización y grabación, la profundidad de campo y la capacidad de integración con soluciones quirúrgicas guiadas por imágenes, deben tenerse en cuenta al diseñar y utilizar estos equipos de oftalmología.

El ojo humano es un órgano extremadamente delicado, por lo que la realización de una cirugía oftalmológica requiere la utilización de microscopios de alta tecnología. Los microscopios ópticos para oftalmología están diseñados para proporcionar imágenes detalladas y de alto contraste de todas las partes del ojo humano. Cuando se elige un microscopio oftálmico es importante prestar atención al tipo de óptica empleada.

 

TIPOS DE MICROSCOPIOS

 
Un microscopio quirúrgico oftálmico puede ser fijo o ajustable. Puede instalarse en el techo del quirófano o tener una base móvil en el suelo. Ciertos modelos de microscopios ópticos para cirugía oftalmológica disponen de diferentes tipos de iluminación entre halógeno y xenón, y con diferentes tipos de lentes para una alta transmisión de luz y con diferentes aumentos, permitiendo imágenes de alta calidad a bajas intensidades de luz.

¿CÚALES SON LAS PARTES BÁSICAS DE UN MICROSCOPIO? 

 

El microscopio quirúrgico puede montarse en un soporte móvil, y otros se pueden colgar en el techo o en la pared para conservar el espacio en el quirófano. 

 

Cabezal Binocular: Un cabezal binocular con oculares ajustables es básico. La capacidad de agregar otro cabezal para un asistente, permite que dos personas trabajen conjuntamente en el campo quirúrgico. Los cabezales del microscopio binocular deben girar independientemente y tener niveles de aumento separados. Idealmente, este cabezal tendrá la flexibilidad de ser equipado con una cámara para documentar el procedimiento en una tarjeta SD o DVD, así como para permitir a otros cirujanos ver la operación en tiempo real. 

 

Pedal: el cirujano oftalmólogo puede gestionar la inclinación, el enfoque y el zoom del microscopio oftalmológico con un pedal de pie, porque esto le liberará ambas manos para continuar la cirugía sin interrupción.

 

Iluminación: es especialmente importante. Incandescente, de fibra óptica o halógena son los principales tipos de iluminación utilizada en los microscopios ópticos. La capacidad de ajustar con precisión la intensidad de la luz, es fundamental. 

 

Aumento: Por lo general se establece en tres a seis pre ajustes que van de 6X a 25X. Normalmente, el campo de visión amplio es más útil para un cirujano que un aumento extremo. 

¿CUÁLES SON LOS MODELOS DE MICROSCOPIO OFTALMOLÓGICO MÁS UTILIZADOS?

 

Teniendo en cuenta la relevancia de estos equipos de oftalmología, es importante encontrar el microscopio óptico adecuado según su práctica quirúrgica. Para ayudarle a entender sus opciones, he aquí un resumen de algunos de los microscopios quirúrgicos disponibles:

 

Leyca Microsystems dispone de varios microscopios quirúrgicos oftálmicos para elegir. Se caracterizan por un concepto de baja luminosidad, con iluminación halógena directa y óptica de transmisión de alta intensidad, que proporciona la relación de contraste necesaria para los procedimientos oftalmológicos.

La iluminación estéreo coaxial de doble haz y OttoFlex II proporcionan un reflejo rojo estable, incluso en pacientes que tienen condiciones anatómicas que lo hacen difícil, como las pupilas pequeñas. Estos microscopios son modulares y ampliables.

Dos de los microscopios Leica más utilizados son el modelo M822, para cirugías oftalmológicas del segmento anterior del ojo, y el modelo M844, para cirugías oculares en el segmento posterior.

M822

El microscopio M822 es un microscopio quirúrgico con reflejo rojo mejorado, que permite una cirugía de cataratas precisa y eficaz. Esto se consigue con un sistema de iluminación único que combina LED y halógeno. Tiene un diseño ergonómico para un control intuitivo del sistema. También ofrece vídeo de alta definición, arquitectura abierta para una fácil integración de los accesorios y soportes de suelo intercambiables.

 

 

 

 

 

M844

El microscopio M844 es especialmente útil para la cirugía ocular de segmento anterior y posterior de gama alta. Cuando este microscopio se combina con la óptica APO OptiChrome y la iluminación halógena directa, ofrece claridad, contraste e imágenes a color nítidas y anatómicas reales a niveles de baja luminosidad más seguros. Características como la tecnología QuadZoom, el Double Wing Assistant Bridge y la grabación HD la hacen especialmente útil para instituciones de enseñanza.

 

 

 

 

 

PROVEO 8

La nueva generación de microscopios Proveo 8, integra a la perfección, la tecnología más innovadora, como el posicionamiento de lentes intraoculares con guiado por software y la proyección de imagen en el ocular, visualización y documentación de imágenes en alta definición. Con una gran profundidad de campo, también permite que los cirujanos se muevan suavemente de la retina al segmento anterior con una mínima manipulación del microscopio, ahorrando tiempo y aumentando la eficiencia quirúrgica.

 

El microscopio Leica en un microscopio quirúrgico modular y adaptable, y el modelo Proveo 8 lleva estos atributos al siguiente nivel. Satisface las necesidades quirúrgicas actuales, con capacidad de actualización para las tecnologías de visualización, como la OCT para uso intra-quirúrgico, tanto en cirugía anterior como posterior.